Cuando una demanda es presentada por daños causados en un accidente, el juez o el jurado deben decidir quién causó el accidente, ya que es posible que más de una persona haya sido negligente, incluyendo a la persona que presentó la demanda. Una vez que la cantidad o porcentaje de negligencia ha sido determinada para cada persona, los daños son indemnizados de acuerdo a cual sistema ha sido seguido por el estado.

El gobierno de Estados Unidos utiliza tres sistemas principales: “negligencia coadyuvante”, “negligencia comparativa”, “negligencia comparativa modificada”. Ésta última incluye otras dos variantes. Algunos estados tienen su propio sistema para determinar la indemnización por daños. Nebraska sigue la doctrina del responsabilidad del 50 por ciento.

Negligencia Coadyuvante

La negligencia coadyuvante impide que haya una indemnización para la persona que presentó la demanda si se determina que fue responsable del accidente. Por lo tanto si el juez o el jurado deciden que la persona que presentó la demanda tiene aunque sea un 1% de culpa de haber causado sus propias lesiones, no recibirá ningún tipo de indemnización.

Negligencia Comparativa

En un sistema de negligencia comparativa, el juez o el jurado decido que tanta responsabilidad o culpa debe recaer en cada persona después de un accidente y luego reparte la cantidad de daños respectivos. Por ejemplo, si una persona es encontrada responsable en un 40% de haber causado sus propias heridas, entonces la otra parte o partes responsables solo pagaran el 60% de los daños del demandante.

Negligencia Comparativa Modificada

En algunos estados que utilizan el sistema de negligencia comparativa modificada. Al igual que en el sistema de negligencia comparativa, un juez o jurado decide el porcentaje de responsabilidad de cada persona involucrada en un accidente y los indemniza respectivamente. Pero a diferencia de un sistema de negligencia comparativa, en este otro sistema se fija un límite en el porcentaje de la responsabilidad de la persona demandante. Existen dos diferentes límites: la regla del 50% y la regla del 51%.

  • Regla del 50 Porciento
    Si se utiliza la regla del 50%, la persona que hace la demanda no puede ser indemnizada si tiene 50% o más de la responsabilidad o culpa, pero si tiene el 49% o menos de la culpa, puede ser indemnizado proporcionalmente. Por ejemplo, si un demandante tiene el 49% de la culpa puede ser indemnizada con el 51% de sus daños y lesiones.
  • Regla del 51 Porciento
    Si se utiliza la regla del 51%, la persona que hace la demanda no puede ser indemnizada si tiene 51% o más de la responsabilidad. Esto sigue el principio de que un demandante que es más negligente que un acusado no debe recibir ninguna indemnización. En este caso si la persona demandante tiene el 50% de la culpa, puede recuperar o ser indemnizada por el 50% de sus daños, pero no puede recuperar nada si se determina que tiene 51% de la culpa o más.